CASOS
DE ÉXITO

Inteligencia Artificial y Machine Learning

28 junio, 2018
Artículos

Desde hace ya un tiempo venimos escuchando y hablando sobre el impacto de la inteligencia artificial en la industria de servicios legales y el eventual reemplazo de muchas de aquellas funciones que desarrollan abogados. De este modo, ya es globalmente aceptado que la tecnología aplicada a nuestro servicio puede hacer más eficiente y rápido el trabajo legal, lo que permite además reducir costos. Con todo, debemos ser conscientes que la realidad muchas veces nos confunde. A la hora de decidir qué herramientas tecnológicas podemos utilizar, debemos saber de qué estamos hablando y entender cuál va a ser el real aporte de la tecnología elegida. Ahora bien, las herramientas disponibles actualmente para el mercado legal ¿constituyen realmente soluciones de inteligencia artificial aplicada?

En términos generales, gran parte de las herramientas sofisticadas que hoy se desarrollan en el mercado global están asociadas a lo que se conoce como aplicaciones de machine learning en donde lo que prima es la capacidad de la máquina de aprender de forma sistematizada, automatizada y a gran velocidad procesos recurrentes, patrones y otros elementos que pueden ser extraídos también de forma directa de documentación. Más, lo anterior es posible gracias al gran avance que han tenido las tecnologías TAR – Technology Assisted Review – que permiten hoy leer documentación en lenguaje natural, extraer información de la misma, clasificarla y disponerla en documentos o espacios de información pre-asignados. Lo anterior, no es en sentido estricto inteligencia artificial, toda vez que la máquina en estos procesos no induce ni emite opiniones, no toma decisiones individuales asociadas a criterios predictivos o algoritmos definidos para interpretar lo que lee, sino más bien extrae y clasifica información sobre criterios predefinidos y dados por personas que enseñan a la máquina a ser efectiva en encontrar lo que se le indica.

 

Los avances de la técnica permiten que por medio de aplicaciones de inteligencia artificial se logre realmente tomar decisiones automatizadas, responder a preguntas o necesidades en lengua natural vs. código, y también desarrollar actividades interpretativas sobre la base de análisis predictivo basado en información estadística. Así, proyectos como https://premonition.ai, en donde el uso de data analytics e interpretación de datos permite encontrar los mejores argumentos para una causa judicial, o el original y ya más antiguo Donotpay, un bot que buscaba ayudar a usuarios finales en resolver y argumentar en contra de multas de tránsito. En línea similar va Law 2 Action, un proyecto de la empresa SAP que busca entregar apoyo a empresas en la actualización respecto de cambios regulatorios que enfrenta la industria en la que las empresas se insertan. Wevorce, es otra interesante aplicación en donde herramientas de real inteligencia artificial contribuyen a que las partes de un divorcio logren llegar a acuerdo en función de sus argumentos, preferencias y expectativas.

De tal forma, debemos siempre entender que en el mundo de los servicios legales, machine learning es someramente distinto a inteligencia artificial y si bien tienen relación, no son lo mismo. En este sentido y teniendo en cuenta la rápida evolución tecnológica, esperamos contar cada vez con mayor acceso a ambas tecnologías y animamos a los distintos actores del mercado legal chileno a que valoren su relevancia, la utilicen a su servicio y exploren en la búsqueda de soluciones, tal como vienen haciendo los grandes despachos del mundo desde hace años. No debemos quedarnos atrás.

Andrés Jara, CEO Alster Legal

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Durante el último año nos hemos visto golpeados por las diferentes crisis, ya sean sociales

LEER MÁS

Actualmente vemos y conocemos nuevas tendencias en el mundo legal, en donde nos encontramos adaptándonos

LEER MÁS

Establecer modelos y sistemas que ayuden a los departamentos legales a mejorar su eficiencia es una buena práctica para entablar un flujo de trabajo que permita optimizar los procesos que acompañan el día a día de los abogados.

LEER MÁS

Mantener la competitividad, potenciar el rol de los abogados internos como asesores del negocio y ahorrar costos, son unos de los principales desafíos de los equipos legales. Para poder lograrlo, es posible apoyarse en soluciones como el Legal Process Outsourcing (LPO), que le permitirá externalizar aquellos procesos legales que requieren ser optimizados, liberando tiempo sin sacrificar o aumentar la exposición de la compañía a riesgos legales.

LEER MÁS